lunes, 5 de octubre de 2009

Pequeño aporte sobre el problema de la inseguridad cotidiana

Oveja descarriada, de Catalina Olavarria

Me había costado un dineral en flores; un dineral en chocolates; un dineral en ositos de peluche. Ella era inalcanzable, demasiado bonita para un tipo como yo, feo muy feo; pero a fuerza de endeudarme hasta la médula, ella aceptó salir conmigo. Aunque no era una salida romántica.
En realidad ella me citó en la Rotonda y una vez allí me dijo:
- Tenés que entenderlo, Roldán, ¡vos no me gustas! Te pido que por favor dejes de enviarme flores, chocolates y ositos de peluche.
Yo quede desolado. La plaza estaba llena de gente; gente tomando mate, gente jugando a la pelota, gente sudando al sol. Pero entre toda la multitud, yo me sentía muy solo, el rechazo nunca me lo había imaginado tan cruel.
Apagado en mi tristeza, no me dí cuenta que un tipo se acercó por detrás de Amanda. Se pegó a ella y me espetó, en voz baja pero con el volumen suficiente para que lo escuche yo:
- ¡Dame toda tu plata o quemo a la piba!
- ¡No a ella no! ¡Te doy todo, pero no la quemes!
- ¡Te digo que la quemo, dame la guita o la quemo!
- ¡Soltala, no le hagas nada! ¡Te voy a dar todo, pero espera a que cobre porque me gaste todo mi sueldo en flores, chocolates y ositos de peluche!
- ¡Te dije que me des la guita o la quemo! ¿No me la das? ¿No me la das? Entonces la quemo.
El tipo, ante mi desesperación, empujó a Amanda contra mí y disparó a los gritos el gran quemo para mi amada:
- ¡Escuchen todos, escuchen! ¡Esta piba tan bonita sale con este mamarracho que ni siquiera tiene dos pesos en la billetera! ¡Sale con un tipo pobre y feo!
Amanda se puso colorada y salió corriendo con lágrimas en los ojos, mientras toda la gente en la plaza se reía de ella y le gritaba "tiene novio-tiene novio".

4 comentarios:

  1. Pobre tipo, pero el ladron le hizo un favor; desenmascaro a la mina forra a la que solo le importa tener comodidades pequeño-burguesas y no queria ver todo el amor que tenía para ella. Escucho en mi cabeza el tiene novio-tiene novio a coro... Cada día estas más loco vos eh? Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Buen título, propio del lenguaje periodístico pero que es usado para introducirnos a un tipo de discurso que confronta dos mundos diferentes a partir de la caracterización de los personajes.
    Muy bien utilizada la acepción del verbo "quemar", la que permite el giro al final, inesperado, infantil, como una forma de burlar la realidad, de hacerla más soportable para el yo narrador.
    Besos, David.

    ResponderEliminar

Dicen los que saben...